Adolescentes · De 6 a 12 meses · Embarazo y lactancia · Entre los 12 y 24 meses · Escolares · Los primeros 6 meses · Preescolares

Pueden tomar Té los niños?

En casa es muy común el consumo de té y mis pequeños están acostumbrados a su presencia, sobre todo, en casa de los abuelos.

El té es la infusión preparada con las hojas secas molidas o brotes del arbusto Camellia sinensis en agua caliente. Tradicionalmente se considera que el té no es saludable para los niños pequeños porque:

  • Los polifenoles que contiene al té se unen al hierro, por lo que disminuyen su absorción y pudieran ocasionar anemia. El consumo de una taza de té (250 ml) junto con la comida, disminuye el porcentaje de absorción hasta en un 60%,mientras que una taza de café la reduce en un 39%, inclusive si se toma una hora después de comer. No obstante, contrasta éste hecho con los amplios efectos benéficos  atribuidos a los polifenoles y que justifican su gran consumo entre adultos y que derivan de sus propiedades antioxidantes (presentan efectos vasodilatores, antilipémicos y antiaterógenicos, antitrombóticos y antiinflamatorios).
  • Los taninos del té pueden manchar los dientes.
  • La cafeína y otras xantinas son sustancias estimulantes y excitadoras del sistema nervioso es excitante y no se recomiendan para los niños.

De acuerdo con la FDA, el consumo moderado de cafeína no es dañino en adultos. Sin embargo, cuando se trata de los niños, existen muchas preguntas aún sin respuesta. Para la AAP, la cafeína NO debería tener presencia en la dieta de niños y adolescentes. Sus efectos incluyen aumento de la frecuencia cardíaca, elevación de la presión arterial, ansiedad, insomnio, entre otros, de allí que recomienden que los niños menores de 12 años no consuman bebidas o alimentos que contengan cafeína.

La FDA no tiene guías de recomendación de consumo para niños, para los adultos se habla de 400 mg/día (equivalente a 4-5 tazas de café) como rango de seguridad. El gobierno canadiense por su parte hace las siguientes recomendaciones:

  • Entre 4 – 6 años: 45 mg, equivalente al contenido de 1 lata de refresco
  • Entre 7 – 9 y años: 62 mg
  • Entre 10-12 años: 85 mg

Contenido de cafeína en algunas bebidas (según su presentación habitual)

Bebida Cafeína (mg)
Café filtrado (1 taza/ 8z/ 240 ml) 95
Bebidas energéticas (8 oz/240 ml) 47-163
Café expreso (1 oz/ 30 ml) 47-64
Té negro (1 taza/8oz/240 ml) 48
Refresco de cola (1 lata/12z) 40
Té verde  (1 taza/ 8oz / 240 ml 25-29
Barra de chocolate amargo 30

Aún y cuando son muchos los contras, es importante considerar que :

  • El té contiene flúor, lo que protege los dientes de la formación de caries.
  • Según la selección del té, su contenido de cafeína puede ser mucho menor que la que contienen las bebidas gaseosas.
  • El té puede ser una excelente alternativa a las bebidas gaseosas y jugos artificiales, a partir de la edad recomendada de consumo, especialmente si no se añade azúcar.
  • El té es 95% agua, por lo que constituye una forma natural de hidratación.
  • Otras infusiones pueden ser más apropiadas para los niños que sufren de cólicos (manzanilla), tos (menta) o náuseas (jengibre).

 

Si existe la inquietud de ofrecer bebidas de hierbas a tus hijos existen otras opciones más aconsejables, como por ejemplo es el caso del Rooibos o de arbusto rojo, que se trata de una bebida relajante y deliciosa, que no aporta teína ni cafeína y no está contraindicada. Entre sus beneficios se mencionan:rooibps

  • Prevención de alergias.
  • Alivio de dolores gastrointestinales
  • Eficaz contra los cólicos y diarreas de nuestros pequeños.
  • Ayuda a combatir la intranquilidad y el nerviosismo, en las situaciones de estrés a las que a veces están expuestos (exámentes, hiperactividad, …)
  • Problemas de conciliación del sueño.
  • Es rico en vitamina C o ácido ascórbico, flavonoides, potasio, calcio y otros elementos saludables.

Otra opción es la manzanilla. Es una de las infusiones (no contienen teína ni ningún manzanillaotro estimulante) más beneficiosas para los niños, pues tiene efectos relajantes, alivia problemas digestivos y ayuda a regular la temperatura e incluso a bajar la febrícula. Si se le añade menta suele gustar más por su sabor fresco, ya que no se recomienda añadir azúcar para mejorar el sabor en el caso de dar la infusión a los niños, y ayuda a potenciar los efectos digestivos, calmantes y a mejorar problemas respiratorios.

El consumo de té en niños no es recomendable, a menos que sea esporádico. Si ya se trata de niños grandes (más de 10 años) pueden beber una taza de té al día sin problemas, como podrían tomarse un refresco o comer un chocolate. Con moderación no les afectará. Adicionalmente es posible suavizar su preparación, al reducir el tiempo de infusión habitual de una bolsita en el agua, a la mitad. Es decir, si normalmente se deja el té dos minutos antes de retirarlo del agua, para que lo consuma un niño se deja un minuto como máximo. Si aún así queda intenso, puedes diluirlo con un poco de agua fría ¡y listo!

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .